noscript
Imagen
MARKETING APLICADO

Imagen

La percepción como resultado.

Compartir

Dos padres de familia exponen su odio en Facebook. Al parecer, no se ponen de acuerdo en una cuestión ideológica propinándose insultos y golpes bajos. Al instante, en su verborragia temática, uno de ellos se indigna por lo que sucede en las escuelas y comparte un caso de “Bullyng”. 

Un futbolista sale de noche, se emborracha, choca con su auto y escapa. Al día siguiente, el técnico le indica que sus actos ya no responden a su persona sino al club que representa. El jugador se peina, sigue pensando que la imagen es la gomina que lleva puesta en la cabeza y le impide pensar. 

Un político es detenido en un control de alcoholemia y “chapea” con su nombre: “¿Sabés quién soy yo?”. Claro, quiere sus privilegios; esos que alguien alguna vez le entregó, no se quién, no se cuándo. 

Una empresa quiere sumar clientes, ganar credibilidad, construir certezas, crecer, abrir nuevas sucursales, incorporar recursos y proyectarse al futuro. En redes, su comunicación es un compendio de situaciones particulares: grandes comilonas, salidas de pesca y varios “jajajajajaja”. 

La directora de una institución responde a las consultas públicas poniendo su ideología por delante de todo, ella y su ego por encima del cargo que ocupa: ¿El rol corporativo? Bien, gracias. 

¿Te preguntaste alguna vez cuál es la imagen que proyectás de acuerdo a los diferentes roles que desarrollás a diario?

Cuando hablamos de imagen, muchos se peinan. La concepción social descansa en eso: la imagen como impostura publicitaria o de seducción. 

No es a esa comprensión superficial a la que me refiero sino a la construcción conciente de sentido. Eso es la imagen. Todos y cada uno de nosotros en los diferentes roles que nos toca desarrollar, político, empresa, institución, deportista, profesional o padre. Cada rol o función con su convención y demanda de actitud o aptitud. Mirate al espejo, reconocé tus actos para entender las consecuencias. 

Peinate, en esta foto salimos todos. 

Comentarios
Enredados

Enredados

Lectura recomendada