Presencialidad plena en el 99% de las escuelas públicas bonaerenses
EDUCACIÓN PROVINCIAL

Presencialidad plena en el 99% de las escuelas públicas bonaerenses

Los datos surgen de un estudio efectuado en más de mil establecimientos educativos de todo el territorio de la provincia de Buenos Aires.

Compartir

Un relevamiento conjunto entre la Dirección General de Cultura y Educación y la Defensoría del Pueblo bonaerense determinó que este año "el 98,8% de las escuelas de gestión estatal y el 100% de las privadas retornaron a la presencialidad completa".

El estudio fue realizado entre marzo y abril pasados y abarcó 1.076 jardines de infantes, escuelas primarias y secundarias -el 8,67% del total de establecimientos existentes-, en las cuales fueron entrevistados unos 4.000 directores y docentes. La muestra arrojó además que el 99,2% de los 12.405 establecimientos que existen en el distrito tuvo "presencialidad plena regular".

Esos resultados llevaron al titular de la cartera educativa, Alberto Sileoni, a afirmar que desde el inicio del ciclo lectivo 2022 "hay presencialidad plena, cuidada y continua" en las escuelas bonaerenses. El funcionario destacó que las autoridades educativas se propusieron en el actual ciclo escolar trabajar especialmente en la recuperación "de los aprendizajes perdidos" durante 2020 y 2021, los dos primeros años de la pandemia, porque la administración que encabeza el gobernador Axel Kicillof "pone en el centro a la educación".

"Uno de los datos más esperanzadores de este ciclo 2022 es la vuelta a clases, vemos en las comunidades que había alta expectativa y ganas de volver", expresó Sileoni en una entrevista que brindó junto al defensor del Pueblo, Guido Lorenzino.

El director general de Cultura y Educación sostuvo que "la presencialidad es total" y añadió que "había necesidad del vínculo: las familias, los niños, las niñas y los adolescentes recuperaron en la escuela el lugar del cobijo y del resguardo".

En ese sentido, Lorenzino comentó que "el objetivo del sondeo era trazar un diagnóstico sobre la presencialidad, para que se puedan hacer proyecciones y análisis". Y aseguró que "los números reflejaron lo que desde Educación ya se percibía: que iba a haber una masiva concurrencia a las aulas".

Al respecto, Sileoni manifestó que su gestión "busca sacar a la provincia de ese lugar de la carencia" ya que pese a que "siempre se habla del conurbano detonado y de la provincia inviable, pero hay 5 millones de estudiantes bonaerenses que sueñan todo el día".

De acuerdo al ministro, la tarea más urgente ahora es la de reforzar aprendizajes y revincular a los alumnos que quedaron fuera de la escuela durante la pandemia y, en ese contexto, planteó que el Programa ATR "avanza muy bien".

Tras la pandemia

De los 280.000 alumnos que se habían alejado del sistema educativo a septiembre de 2020 por causa de la pandemia, la Provincia logró revincular a 250.000. "Tenemos 31.000 chicas y chicos desvinculados, una cifra dolorosa y preocupante, pero confiamos en poder revertirla porque para nosotros no hay chicos perdidos", reconoció el funcionario.

Contó que, para ello, "se trabaja a contraturno y los sábados para llegar al núcleo más duro de la complejidad, que en general son muchachos y muchachas del secundario superior que hacen changas y a los que cuesta volver a invitar a la escuela porque tienen otra realidad".

Adelantó que el programa "seguirá después de junio con otras características" y expuso que se avanza con la propuesta del gobierno nacional de incrementar una hora las clases en las escuelas. "De a poco, se va a hacer. Será gradual, ya tenemos una treintena de escuelas que desean pasar de 4 a 8 horas. Hay otras variantes: algunas van a ser una hora más por día, otras pueden tener 5 horas más los sábados junto con actividades de arte y cultura", describió, a la par que remarcó que ya comenzó "el programa de escuelas secundarias técnicas con oficios".

En otro pasaje de su entrevista, el ministro se refirió a las desigualdades que quedaron en evidencia durante el aislamiento: "hay familias que tenían un celular para 4 ó 5, otras que no tenían nada y algunas que tenían varios dispositivos y comodidad en el hogar para hacer las tareas" y expuso que "los resultados están a la vista".

Sostuvo también que para conocer los niveles de aprendizaje, se tomarán en la primaria dos pruebas, una en junio y otra en septiembre, a alumnos de 3º y 6º en las áreas de lengua y matemática.

En ese marco, criticó "la sorpresa de los hipócritas que cortaron Conectar Igualdad (en referencia, a la decisión tomada durante el gobierno de Mauricio Macri), un programa que daba 750.000 netbooks por año a quienes terminaban 6º grado para usar en el secundario".

Y rememoró que el gobierno anterior "por cuatro años no dio una sola netbook, ni arregló una sola máquina", por lo que hubo "cuatro millones menos de computadoras".

"No hubiéramos convertido al sistema educativo en Finlandia, pero podríamos haber estado mejor", indicó y precisó que "probablemente las pruebas no nos den buenos resultados de aprendizaje, pero necesitamos saber cómo está la cosa y tomar medidas".

Comentarios